Víctimas del conflicto narran sus histo​rias de resiliencia en el libro “Huellas en el territorio” de Prosperidad Social

  • A través de esta publicación se narran historias de familias desplazadas por la violencia que transformaron sus vidas a través de Familias en su Tierra, programa que contribuye a la estabilización socioeconómica de los hogares víctimas de desplazamiento forzado, retornados o reubicados.

Cundinamarca, Bogotá. Agosto 28 de 2019. Prosperidad Social y FUPAD lanzaron el libro “Huellas en el territorio”,que narra 20 historias de familias que fueron desplazadas por la violencia y que hoy tienen un nuevo relato gracias a su capacidad de resiliencia y a los procesos de acompañamiento técnico que se realiza a través del programa Familia en su Tierra.

El libro está compuesto por tres capítulos con historias de mujeres, hombres y familias que construyen el cambio.“Estamos brindando oportunidades y construcción de capacidades territoriales. En el texto encontramos historias reales, vivencias conmovedoras y grandes aprendizajes de víctimas directas e indirectas de desplazamiento forzado”,aseguró la directora de Prosperidad Social, Susana Correa.

El programa Familias en su Tierra, del que hicieron parte estas comunidades, se creó como una respuesta del Estado a la necesidad de acompañamiento y soporte a los desplazados que ha dejado la violencia. Nació en el año 2011 con el fin de implementar medidas de asistencia y acompañamiento a hogares víctimas del desplazamiento forzado, en condiciones de pobreza y vulnerabilidad, que hayan sido retornados o reubicados en las zonas rurales.

Con este programa se han acompañado 124 mil hogares –incluyendo 36 mil que inician el proceso el próximo mes–, con una inversión que supera los $900.000 millones.

En este libro se encontrarán testimonios como el de Carlos Alberto Useche, cuyo mayor anhelo –luego de su desplazamiento– era salir de Bogotá, retornar a su finca y recuperar lo que había dejado en 2002, cuando fue desterrado de su hogar.

Hoy se dedica a la siembra de café y a contribuir con el desarrollo de su comunidad: “Nunca he dejado de querer a mi pueblo, nosotros nos sentimos bien acá, la vida del campo es lo mejor que hay y todo lo que se cultiva se da. Hay tranquilidad. Definitivamente este es un pedacito de cielo”.

Durante el recorrido del libro se leerán además versos que componen los actos de reparación simbólica que se desarrollan para resignificar momentos, situaciones y espacios durante el proceso de acompañamiento a las familias.

Es así como se cierra la intervención cinco de Familias en su Tierra, puesta en marcha con el apoyo de la Fundación Panamericana para el Desarrollo (FUPAD), con resultados reales y tangibles en las más de 15.000 familias atendidas, las cuales continúan unidas por este camino del perdón, la reconciliación y el arraigo.

“Con Familias en su Tierra le apostamos a la generación de oportunidades, la reivindicación de derechos, la justicia social y hoy tenemos la satisfacción de mostrarle a Colombia y al mundo este libro que demuestra que es posible la reconstrucción del tejido social para las víctimas”, recalcó la subdirectora de Programas y Proyectos de Prosperidad Social, Ana María Palau.

Desde Prosperidad Social se busca que cada página, cada relato, cada historia de superación, deje una huella indeleble en los lectores, así como la que han dejado estos hogares en nuestros corazones. Estas familias son referentes de resiliencia, convivencia y generación de desarrollo local.​