Una conversación sobre la equidad y la superación de la pobreza

Uno de los mayores retos para los programas sociales es identificar quiénes deben ser sujeto de ofertas institucionales, qué tipo de oferta es pertinente entregarles y con qué prioridad, de acuerdo con la disponibilidad o restricciones del presupuesto y de la oferta institucional.

Para ser sujeto de focalización se cumple una serie de requisitos que los programas, la entidad, las políticas o la Ley establecen para la población o para el territorio, según corresponda. Por ejemplo, los incentivos de Familias en Acción se entregan al titular de familias cuyos hijos menores de edad se encuentran en etapa escolar y pueden demostrar cumplimiento de unas condiciones de asistencia a controles médicos y de permanencia en clases. Cuando todos los hijos terminaron el colegio o cumplieron la mayoría de edad, las familias dejan de pertenecer al programa. Las familias sin hijos menores de edad no hacen parte del programa.

En muchos casos estos mismos jóvenes pertenecientes a hogares en situación de pobreza que se matriculan en Instituciones de Educación Superior o en el SENA se pueden inscribir para ser focalizados por el programa Jóvenes en Acción, que entrega trasferencias monetarias relacionadas con la matrícula, permanencia y excelencia de acuerdo con el promedio en sus estudios.

El ejercicio de focalizar adquiere complejidad cuando se trata de llevar a miles, cientos de miles o incluso millones de hogares y personas ofertas institucionales que por lo general son limitadas.

El Gobierno nacional con la Mesa de Equidad y Prosperidad Social con la Ruta de Superación de Pobreza establecen acciones coordinadas para la superación de la pobreza con una focalización de aquellos hogares en situación de pobreza extrema y con doble condicionalidad de pobreza: monetaria y multidimensional. Para entender esta premisa de la focalización, se presenta un análisis basado en cuadrantes que combina las mediciones de pobreza monetaria y pobreza multidimensional[1].

Gráfica 2. Cuadrantes de pobreza

Fuente: Prosperidad Social, Plan Estratégico Institucional. Datos: DANE, GEIH 2018.

Los cuadrantes 1 y 2 muestran los hogares en situación de pobreza extrema monetaria, esto es, hogares que cada mes presentan ingresos inferiores a 470.605 pesos mensuales para un promedio de cuatro (4) integrantes por hogar y equivalente a 117.605 pesos por persona. En estas condiciones los hogares en pobreza extrema monetaria se encuentran limitados para garantizarse un mínimo vital de alimentos. De este grupo, los hogares en el cuadrante 1 son aún más vulnerables pues además de verse afectados por muy bajos ingresos, carecen de otros aspectos que los sitúan en pobreza multidimensional.

De ahí que cuando se focalizan hogares para los programas sociales los del cuadrante 1 son la prioridad.

En los cuadrantes 3 y 4 encontramos hogares con pobreza monetaria moderada, es decir que reciben un ingreso promedio entre 470.420 pesos y 1.029.732 pesos. Esta situación les permite apenas acceder al mínimo vital, pero evidencia sus limitaciones para acceder a otros servicios básicos para su inclusión social y productiva, como el transporte, servicios a la infancia, un techo o vestuario. Nuevamente entre estos dos grupos de hogares con restricciones importantes en el ingreso, los que se ubican en el cuadrante 3 están también afectados por la pobreza multidimensional, lo que los implica que sean prioridad para la focalización de los programas sociales.

Dado ese carácter limitado de la oferta social, la focalización de programas en Prosperidad Social y las acciones recomendadas para otras entidades con oferta social para la superación de la pobreza, priorizan los cuadrantes 1, 2, 3 que suman aproximadamente 1,5 millones de hogares. En este universo los hogares y personas focalizados requieren una amplia diversidad de oferta que incluye principalmente la generación de ingresos (monetaria) y servicios sociales en educación, trabajo, habitabilidad, salud y servicios a la infancia (multidimensional).

Acciones adoptadas para mejorar la focalización en Prosperidad Social

En su propósito de superar la condición de pobreza de los 1,5 millones de hogares más pobres ubicados en los cuadrantes 1, 2 y 3, Prosperidad Social implementa directamente la siguiente oferta social y acciones estratégicas:

[1] Para realizar el cálculo se realiza el cálculo de pobreza monetaria con GEIH 2018 y se replica el algoritmo IPM Colombia con GEIH. Esto para tener información de las dos metodologías de pobreza para cada hogar.

Acciones / ProgramaObjetivoTipología de pobreza que aborda
Mesa De Equidad

Instancia de alto nivel que orienta acciones para la superación de la pobreza en todas sus dimensiones.

  • Orientar acciones de política
  • Establecer programas y proyectos
  • Definir recursos
Pobreza monetaria y multidimensional
Unidos

Puerta de entrada para la Ruta de Superación de Pobreza Extrema.

  • Caracterización de las condiciones de socioeconómicas y productivas para orientar intervenciones.
  • Fortalecer la capacidad de autogestión y el tejido social en los hogares.
Pobreza multidimensional
Familias en Acción
  • Contribuir a la superación y prevención de la pobreza, la formación de capital humano, a la formación de competencias ciudadanas y comunitarias.
  • Transferencia monetaria por cumplimiento de compromisos.
  • Pobreza multidimensional
  • Pobreza monetaria
Jóvenes En Acción
  • Incentivar y fortalecer la formación de capital humano de la población joven a través el acceso y permanencia en la educación y el fortalecimiento de competencias transversales.
  • Transferencias monetarias por cumplimiento de compromisos.
  • Pobreza multidimensional
  • Pobreza monetaria
Mi Negocio
  • Generar oportunidades y desarrollar capacidades, orientadas al desarrollo de proyectos productivos.
Pobreza monetaria
IRACA
  • Intervención integral con enfoque diferencial.
  • Promover la seguridad alimentaria y fortalecer o Implementar proyectos productivos comunitarios que contribuyan a la generación de ingresos de los hogares.
  • Fortalecer procesos de desarrollo social y comunitario de las comunidades étnicas.
Pobreza monetaria
Familias en su Tierra
  • Contribuir a la estabilización socio-económica de los hogares víctimas de desplazamiento forzado, retornados o reubicados
  • Fortalecimiento del capital humano y social, de la seguridad alimentaria, de la habitabilidad y de la generación o el fortalecimiento de proyectos productivos.
  • Pobreza monetaria
  • Pobreza multidimensional
RESA
  • Mejorar el acceso y el consumo de alimentos de la población pobre y vulnerable a través de la producción para el autoconsumo, la promoción de hábitos alimentarios saludables y el uso de alimentos y productos locales.
Pobreza monetaria
Emprendimientos colectivos
  • Promover el desarrollo competitivo de las organizaciones de productores rurales a través de la construcción de planes de mejora de los procesos productivos, la generación de ingresos, el acceso a mercados y el fortalecimiento de cadenas productivas.
Pobreza monetaria
Mejoramientos de vivienda
  • Mejorar las viviendas de población vulnerable que presentan carencias o deficiencias con el fin de convertirlas en lugares habitables dotados de saneamiento básico.
Pobreza multidimensional
Obras para la prosperidad
  • Promover la construcción de Infraestructura Social que contribuya a la superación de la pobreza y pobreza extrema.
  • Pobreza monetaria
  • Pobreza multidimensional

Fuente: Manual de Oferta Institucional 2020, Prosperidad Social

 

Reto: la información sobre el registro social

Finalmente, un aspecto importante de la focalización de cara a la gestión de oferta social tiene que ver con la plena identificación y ubicación de los hogares o personas a beneficiar. Con frecuencia, debido a situaciones inherentes a las condiciones de vulnerabilidad y pobreza, la información disponible sobre personas y hogares resulta insuficiente o desactualizada para programar intervenciones y ofertas a gran escala para miles o cientos de miles.

En el Plan Nacional de Desarrollo Pacto por Colombia, Pacto por la equidad el Gobierno se puso el reto de lograr interoperabilidad, calidad y trazabilidad en los datos y registros de información sobre beneficiarios y beneficios de los programas sociales, independiente de si la oferta es competencia de diferentes entidades o niveles de Gobierno. Los resultados en este ámbito nos sitúan en un óptimo de asignación de beneficios sociales y productivos para los más pobres.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Sobre este blog

Siguiendo el llamado de repensar la pobreza, Prosperidad Social abre este espacio de difusión de conocimiento para aportar a la construcción colaborativa de las comprensiones y abordajes de la realidad social.

Suscríbase a los boletines "Hablemos de Inclusión"

Categorias